por Lourdes de Pablo, CEO OgilvyCommonHealth España

“Nuestros clientes nos exigen trabajar cada día más pretendiendo pagarnos cada día menos. Es el fin de las agencias”

Cada vez que oigo a alguno de mis colegas decir esto no puedo evitar una sonrisa entre dientes. Me imagino una reunión secreta de clientes, donde como Spectra y su Dr. No de las películas de James Bond, los departamentos de marketing, con procurement incluido, maquinan alrededor de una mesa alumbrada con velas cómo exprimir a las agencias. Ridículo.

En esos casos me apetece imaginarme en los zapatos de mi cliente. ¿Qué le pediría a mi agencia yo, si fuera cliente? Seguro que le agradecería que entendiera mis problemas y que me ofreciera soluciones que se ciñeran como un guante a mis necesidades específicas. No me interesaría volver a ver un catálogo de ocurrencias felices que me divierten, quizás, pero que no abordan mi problema, que por otra parte suele ser siempre el mismo: haz que mi marca sea conocida, recordada y valorada.

¿Con cuantas agencias trabajaría? ¿Cuánto les exigiría? ¿Cuánto les pagaría? ¡Ay, si yo fuera cliente!!  

Categoría: Blog
Visto: 3614